Cómo preparar un diseño para la imprenta

Si estás pensando en encargar algún trabajo para imprimir a una imprenta, este artículo te va a venir genial para hacerte más fácil las pautas que hay que seguir y para que ahorres tiempo. En la jerga del diseñador a este fichero que tienes que preparar se le conoce como «arte final» y al proceso de preparar nuestro proyecto creativo para imprimir se le denomina «artefinalizar«.

Tipos de impresoras

  • Las matriciales o de margarita: funcionan mediante presión de agujas sobre una cinta entintada que a su vez realiza la presión sobre el papel impregnado en la superficie. Los consumibles que utilizan consiste en una cinta pigmentada similar a las que se usaba en las antiguas máquinas de escribir. Este tipo de impresoras está ya casi en desuso.
  • Las de chorro de tinta: utilizan cartuchos de tinta líquida que van soltando sobre el papel directamente. La desventaja de estos cartuchos es que se secan con el paso del tiempo o con el calor.
  • Las de láser, las más modernas: usan cartuchos de toner. El polvo seco se adhiere al papel gracias al calor que genera el láser mediante radiación electromagnética. El toner también se utiliza en fotocopiadoras, en los modernos faxes y en serigrafía.

Ante esta variedad, la elección de cartuchos de tinta y tóner dependerá del tipo de impresora que tengas, la calidad que quieras en tus trabajos y el dinero que quieras gastarte. El tóner es de suma precisión y por tanto destaca por la calidad, la duración dependerá del uso que lo des, nada más. La única desventaja sería el precio y quizás para muchas personas merece la pena gastarse un poco más debido a la calidad y el bienestar que te produce.

Oficina con impresora

Tipos de toner

  • Los originales. Están fabricados por la propia marca que suele cobrar precios bastante altos para el usuario particular.
  • Los compatibles. Se ofertan a precios módicos pues los fabricantes que los lanzan al mercado no lo hacen como producto propio.

Las marcas famosas recomiendan el uso de los originales pero en esencia no varía la utilidad con respecto a los compatibles.

Tipos de cartuchos de tinta

  • Sistema de burbuja. La inyección por burbuja trabaja a través del calor. El inyector se calienta a través de un impulso eléctrico. La elevación de la temperatura hará que se genere una burbuja de aire que en su desplazamiento empujará una gota de tinta hacia el exterior a través de este conducto.
  • Sistema piezoeléctrico. Este sistema se vale de cristales piezoeléctricos que cuentan con la peculiaridad de la capacidad de deformación. Cuando se aplica corriente al cristal, éste se deforma, ejerciendo presión sobre la tinta. Esta presión provocará la liberación de una gota.
Cartuchos de tinta para imprimir

Cómo preparar nuestro diseño para la imprenta

Antes de todo, debes de preparar los archivos que quieras que te vayan a imprimir, además de las especificaciones de diseño.

Imágenes para imprenta

Las dimensiones del diseño

Es importante revisar correctamente las medidas definitivas del documento. Consulta siempre con la imprenta el tamaño pactado o estándar en el que quedará tu proyecto. Si estás desarrollando un folleto o catálogo, por ejemplo, debes de ajustar siempre el número de páginas del conjunto al número final de pliegos que vayamos a producir. Si estás interesado en imprimir un producto con encuadernación no te olvides del lomo. Consulta con la imprenta el espacio reservado para el mismo, que será diferente del número final de pliegos que vayamos a encuadernar.

Resolución de las imágenes

Revisa las fotografías e ilustraciones para que tengan la calidad necesaria para su correcta impresión. La resolución adecuada para imprimir imágenes está normalmente entre 200 y los 400 pixeles por pulgada. En ningún caso es recomendable forzar de menos a más esta resolución.

Tras garantizar que todas las imágenes poseen la resolución indicada, debemos adaptar su modo de color a CMYK. Os recomiendo guardar las imágenes siempre en un formato compatible con la imprenta como JPEG/TIFF a máxima calidad (sin compresión). Además, comprueba que no hay logotipos ni imágenes deformadas, giradas o muy ampliadas y evita los cuadros de imagen sin color de fondo para que las imágenes no se impriman con agujeros. El color de fondo recomendado es el blanco.

Resolución de una imagen para imprenta

Tipografías del diseño

Revisa bien todo el texto de tu pieza, y si estás satisfecho con tu trabajo no olvides trazar todas las tipografías antes de enviarlo a la imprenta. Mantén siempre el archivo original para evitar perder la información, y guarda tu creatividad trazada en un nuevo fichero. Es importante cumplir este paso, ya que si la imprenta no contiene las fuentes utilizadas en tu creatividad, y no tienes oportunidad de consultar un prototipo primero, podrías llevarte un disgusto.

Los troqueles

Las líneas de troquel están desarrolladas en el interior del arte final, destinadas a marcar los límites e informar de los espacios a la imprenta, pero que no queréis que aparezcan impresas en el resultado final, deben llevar activo siempre el atributo «sobreimprimir trazo«. Es recomendable también que estas estructuras se elaboren siempre bajo una tinta plana única, de esta manera facilitaremos a la imprenta su eliminación de la impresión.

Colores para tu diseño

Revisa correctamente todos los valores cromáticos de tu pieza y conviértelos al modo de impresión que necesites (tintas directas/planas o CMYK). El modo de color que debe de contener el fichero del proyecto será siempre CMYK por defecto, nunca RGB. RGB es el modo de color destinado a los colores primarios de la luz (rojo, verde y azul) para representar los colores que se mostrarán en pantallas y monitores.

preparar diseños imprenta

El sangrado en tu diseño

Si tu diseño tiene masa de color de fondo u objetos que lleguen a los bordes del límite del papel no olvides incluir siempre un sangrado de 3.5 mm en los objetos que se impriman cerca de los límites de tu pieza. Este margen es el que necesita la imprenta para imprimir sin problemas y así, evitar imprevistos y espacios en blanco no deseados en los objetos que se impriman cerca de los límites de tu proyecto.

La exportación de tus diseños para imprenta

Una vez revisado todos los puntos anteriores, guarda y exporta tu proyecto con marcas de corte para indicar a la imprenta donde empieza y termina el área de impresión. Utiliza la extensión .PDF para guardar el documento. Seguid todos los pasos anteriores correctamente y tendréis vuestro arte final listo para enviar a la imprenta.

Herramientas básicas para ayudarte en tu elaboración de tu proyecto final

El cuentahilos

El cuentahilos es una lupa o lente de aumento que te permitirá valorar de cerca la prueba de color de nuestro arte final. Podremos estudiar si los colores y las tintas se están imprimiendo como buscábamos en un principio sobre nuestras formas, tipografías o ilustraciones.

Un cuentahilos para tu diseño

La guía de color Pantone

La Pantonera o guía de color Pantone nos permite contrastar directamente si el tono e intensidad de los colores en la impresión de nuestro arte final son correctos. No olvides valorar siempre ambas muestras con luz natural. Las luces de interior suelen ser más cálidas y pueden alterar tu percepción del color impreso. Tenéis estas dos guías Pantone: la Guía Pantone Coated, para materiales y papeles más satinados; y la Guía Pantone Uncoated, para papeles más porosos y absorbentes con menor satinado.

Sistema Pantone

Fuente: moovemag.

diseño gráfico, diseño para imprenta, imprenta, técnicas de impresion, tipos de impresoras

Suscríbete a la Newsletter

Carrer Sagunt nº56   
08014 Barcelona

© 2019 LIBERPRINTING. INDIANWEBS DESIGN