La imprenta cambió el mundo y aún sigue teniendo un rol fundamental en la sociedad

Uno de los inventos más importantes de toda la historia es la imprenta, pues su creación prácticamente cambió el mundo. La distribución masiva de textos, los cambios culturales y la impresión de atractivos elementos visuales, son tan sólo algunas de las útiles aplicaciones que trajo este invento a la humanidad.

El ser humano siempre ha tenido la necesidad de compartir y transmitir su conocimiento a los demás, esto se viene haciendo desde la invención del lenguaje, sin embargo, verdaderamente se extendió apenas fue creada la imprenta.

Y es que este útil servicio cumple un rol muy importante dentro de la sociedad, hasta tal punto que llegó a cambiar el rumbo de la historia. Además de la impresión de libros, tiene un papel importante en la gran mayoría de los sectores laborales.

Mediante la imprenta no solo se elaboran libros y revistas, sino que se imprimen folletos, carteles, pancartas, tarjetas, y muchas cosas más. Estos elementos pueden ser útiles en el campo de la publicidad, así como para alguna empresa u organización que necesite dar una información a un gran público. Incluso, se pueden imprimir diseños u obras de arte con propósitos de decoración.

Sea como sea, la imprenta hoy en día es una herramienta muy versátil que beneficia a muchos ámbitos. Cumple una tarea muy importante en la sociedad: plasmar esos pensamientos e imágenes que tienen las personas en sus cabezas, convirtiéndolas en papel físico. De este modo, las pueden mostrar y compartir con los demás.

Cambió el rumbo de la historia

La historia de la imprenta comienza en el siglo XV. En ese entonces, la única manera de recibir conocimientos era mediante la lectura de manuscritos creados por monjes. Por esta razón, el saber no era muy difundido, además de que la mayoría de las personas eran analfabetas.

El hecho de que los monjes fueran los únicos que realizaban manuscritos, daba rienda suelta a la censura. La Iglesia Católica definía los temas sobre los cuales se podían hablar, y cuáles iban a quedar en el olvido. Todo esto cambió en el año 1453, cuando Johannes Gutenberg inventó la imprenta.

Como la impresión de libros era desde entonces más sencilla, las ideas empezaron a fluir. La Iglesia Católica y las monarquías perdieron el control de todo el conocimiento transmitido, lo cual permitió que surgieran nuevas ideologías y dieran paso hacia el subconsciente de la persona común.

Antes muy pocas personas podían acceder a los libros, pues existían muy pocos y estaban relegados a la clase alta. Después de 1453, la lectura se volvió un bien público, pues las masas tenían la capacidad de acceder a un sinfín de obras que les permitieron aumentar su intelecto. Por esto, el analfabetismo decreció en números históricos, no vistos hasta entonces.

Nuevas filosofías eran aprendidas por las personas, de manera que la cultura cambió radicalmente. Surgieron ideas opuestas al feudalismo y a la monarquía, y la masificación de éstas mediante la imprenta, supuso una revolución histórica en contra de estos dos sistemas de gobierno.

En este sentido, la imprenta cambió definitivamente el rumbo de la historia. La proliferación de nuevas ideas, filosofías y conocimientos fue esencial para dejar  atrás esos arcaicos sistemas de gobierno y reemplazarlos por los actuales, que son mucho más libres y democráticos.

Sin el conocimiento filosófico que trajo la imprenta a la vida de las personas, esto no hubiera sido posible. Además, no solo trajo consigo avances sociales y culturales, sino también tecnológicos. El conocimiento científico transmitido mediante los libros fue fundamental para el nacimiento de nuevas eras tecnológicas, que poco a poco, fueron evolucionando hasta dar paso al mundo digital en el que vivimos hoy.

Por todo esto la imprenta es considerada como uno de los inventos más revolucionarios de toda la historia, funcionando como registro, tanto del legado dejado por el pasado, como de las ideas que están formando el futuro.

Hoy en día cumple muchas funciones

Hoy en día, la imprenta sigue cumpliendo un papel clave dentro de la sociedad. Aparte de que sigue sirviendo para imprimir libros, también sirve para elaborar folletos, revistas, periódicos, carteles, entre otras cosas más.

Aquí ya no se habla solo de la impresión de medios escritos, sino también visuales, a diferencia del siglo XV, en la era digital más bien se vive una sobrecarga de información. Actualmente, el impacto visual cumple un rol esencial entre la información que verdaderamente le pueda interesar al usuario frente a otra que pueda ser ignorada.

En este sentido, la impresión de pancartas y carteles llamativos es fundamental para atraer las miradas de las personas, esto es importante tanto en el ámbito publicitario como en el informativo.

Una empresa siempre debe querer captar la atención de los consumidores con lonas y flyers estéticamente agradables, de manera que le permita generar nuevos clientes. Asimismo, una institución gubernamental u ONG, necesitará carteles y folletos informativos, que además de tener un contenido bien estructurado, deben ser llamativos.

Todo esto es algo que puede cumplir por completo un servicio de imprenta. Colores nítidos, materiales de calidad y una impresión duradera, es lo que se puede obtener con estos servicios, difiriendo mucho del acabado que se puede obtener con las impresoras domésticas. La maquinaria de una buena imprenta asegura que el resultado sea de la más alta calidad.

Algo que cabe destacar sobre estos servicios, es que también pueden imprimir etiquetas autoadhesivas, esta especie de pegatinas son perfectas, tanto en el ámbito publicitario como en el decorativo. Se pueden imprimir calcomanías con el logo de una empresa, así como alguna con el diseño preferido de un usuario particular.

Vale la pena mencionar que hoy en día este servicio es muy barato. El avance tecnológico permite que se puedan realizar impresiones de calidad sin gastar muchos recursos, lo cual se traduce en un coste menor para el cliente.

Las funciones que cumple una imprenta son tan variadas que resulta imposible negar el impacto positivo que tienen en la sociedad. Hoy en día casi todo el mundo utiliza este servicio, ya sea de forma indirecta (leyendo un libro, mirando un cartel publicitario) o directa (imprimiendo un documento o pegatina decorativa). Esto demuestra el rol tan importante que cumple esta industria en la actualidad.

Fuente: El Mundo Valladolid

cultura, fundamental, imprenta, origen

Suscríbete a la Newsletter

Carrer Sagunt nº56   
08014 Barcelona

© 2019 LIBERPRINTING. INDIANWEBS DESIGN